Sexo, simple y llevadero

Pero cuando el tema se toca con niños de edad escolar a muchos padres puede resultarles difícil explicar de la mejor manera lo referente al sexo, sexualidad y privacidad.

M1 tiene 8 años y hace 6 meses salió la primera pregunta sobre el sexo, fue muy corta, “que es sexo?”. La pregunta fue tan directa que nos tomó por sorpresa al Chico y a mi.
Y que les voy a decir? No hay manera más práctica que llamar a cada cosa por su nombre y dejar en claro y al nivel del entendimiento de los niños cada respuesta.
Hasta ese momento, los monkeys ya sabían los nombres de cada parte de sus cuerpos. Nombres como tal, nada de pipí ni cosita ni como se le bautice en cada lugar. De hecho M3 dejó muda a su terapeuta del habla cuando ella le preguntó “qué otra palabra grande sabes?” M3 le contestó con sonrisa de oreja a oreja “TES-TÍ-CU-LO”.
Cada padre queda un poco tocado con una pregunta de estas y está en cada padre como responda las inquietudes de sus pequeños. Inquietudes que van creciendo igual que nuestros hijos. De momento, creo que es más fácil cubrir las bases primero y luego se podrá desarrollar más fácil cualquier conversación.
Estas son las bases que el Chico y yo estamos cubriendo, por ahora.
~Llamar a cada cosa por su nombre, es mucho más fácil explicar ahora lo que es un pene, una vagina, un testículo, etc, que luego tener la conversación básica de nuevo para explicar de nuevo cada cosa como tal.
~No enseñarles a avergonzarse de sus cuerpos, somos tan perfectos y maravillosos que no hay porque escandalizarnos por un cuerpo desnudo. Eso si, hay que hacer mucho hincapié en el respeto al cuerpo porque tampoco podemos andar mostrándolo todo. Por ejemplo, un seno no tiene nada de malo y mucho menos si está alimentando, pero un cuerpo posando desnudo para mostrar lo sexy que eres si, porque no hay nada que demostrar. Todo lo de nosotros es natural, pero tenemos que enseñarles que hay partes muy privadas y que esas no se muestran a otros, no se tocan a otros no se dejan tocar.
~Nunca forzar una muestra de cariño, jamás obligues a tus hijos a ser cariñosos si ellos no quieren. Si ellos no se sienten a gusto dando un beso (por muy pariente que sea la otra parte) o un abrazo, no los empujes. Si desde pequeños ven que están forzados a mostrar cariño quizá en una situación inapropiada o riesgosa no te puedan o quieran contar porque fuiste tu quién les dijo que hay que ser cariñosos. Si la tía abuela insiste en un beso de tu hijo y el no quiere ofrece una alternativa, “en vez de un beso, puedes darle un high five”… Aunque eso a veces no funcione.
~Enséñales a respetar el cuerpo ajeno, la importancia del espacio personal es también básica. Incluso de pequeños y con otros niños de su edad es bueno que aprendan a mantener un poco de distancia y a preguntar si el otro niño quiere o no ser abrazado. Esto lo digo por experiencia propia, a M1 no le gusta que lo agarren sin aviso y el tampoco lo hace, es un niño muy cariñoso pero respeta mucho ese espacio personal.
~Edad, mantén la conversación al nivel de lo que tu hijo pueda entender. Si tu hija de 6 años pregunta “qué significa nacer?” Basta con decir que es cuando un bebé sale del cuerpo de mamá. Si tu hijo de 8 años hace la misma pregunta, puedes elaborar un poco más, “el bebé crece dentro de mamá por 9 meses y luego nace”. En el caso de mis hijos, estás preguntas han sido fáciles de resolver porque me han visto embarazada y en labor de parto. A medida que vayan preguntado vas contestando, no les sueltes todo tan rápido (a menos que estén listos).
~Confianza, que tus hijos tengan la certeza de que pueden contar contigo. Que sepan que te pueden hacer preguntas y que tu no les va a decir una mentira. Que sepan que ellos te pueden contar cosas que les confunden/preocupan (o cosas que les hayan pasado) y que tu vas a ser un oído y corazón abierto.
~Género, enséñales bien que el hombre y la mujer somos distintos anatómicamente pero iguales en obligaciones, derechos, sentimientos e igual de capaces para todo. Nunca le digas a tu hijo que los hombres no lloran, nunca le digas a tu hija que las niñas tienen que jugar a la cocina. No les cortes las alas, no les pises su libertad de ser seres puros. Nunca hagas comentarios ni en contra ni en favor de un género. La imagen negativa que puedan tener de masculino/femenino dependerá mucho de los comentarios que tu emites delante de tus hijos. De igual manera, la imagen positiva que tengan dependerá de los padres, como tal no critiquemos cuerpos ajenos, ni el nuestro propio.
~Futuro, no dejemos de lado que le tiempo vuela y las conversaciones que tenemos hoy con nuestros hijos son sólo el comienzo de lo que viene. A nuestras hijas tenemos que irlas preparando para los cambios que vienen en sus cuerpos, hablarles de la menstruación y de todo lo que conlleva. A los varones hablarles de los cambios físicos y emocionales también. Y obvio, lo inevitable, el descubrir y explorar nuestros cuerpos (hombres y mujeres, el cuidado corporal, sexual e íntimo a nivel personal y también de pareja … Aún quedan algunos años ya extenderemos más el tema. 
En resumen, mantengamos presente que los niños son esponjas que absorben todo lo que está a su alrededor. También tomemos muy en cuenta que ahorita tenemos la sartén por el mango, nosotros tenemos ahora mismo la ventaja de plantar ideas y resolver preguntas, nosotros podemos ser iniciadores de una confianza que se extienda de por vida y con mucho respeto de por medio.
Todo empieza en casa y es mejor que nosotros mostremos interés en temas inevitables como el sexo. Es mejor que nosotros les guiemos con las palabras y de la manera más adecuada, antes de que alguien más lo haga.
*este post es parte de la serie Hay Vida Después de los 6, de Merak Luna http://www.ciclogenesisimplosiva.com/?m=1 , no te olvides de pasar por su blog para visitar más posts sobre el tema*

Las nalgas, trivialidades de lo descomunal

cambiamos el tema. Y aunque Oxford diga que las mujeres nalgonas son más inteligentes (pérdida de tiempo y plata http://eslamoda.com/estudio-revela-que-el-tamano-del-trasero-en-las-mujeres-tiene-relacion-con-su-inteligencia  ) creo que sólo cuenta si las nalgas son de verdad.

Ayer lo primero que mis ojos vieron cuando revisaba el internet, fueron las nalgas asquerosamente engrasadas de Kim Kardashian. Manejando prendí la radio y en todas las emisoras hablaban de ese culo capaz de sostener una copa de champagne. Escuché también a un tipo decir que las demás mujeres le envidiábamos ese “monumento” y que por eso muchas criticábamos. Pero vamos, que no hay nada que envidiar.
Que bueno que estemos saliendo del estereotipo de 50 kilos de carne y hueso, pero y ahora? Estamos cayendo en el estereotipo de las nalgonas surreales.
Puedo estar equivocada pero ni cagando (expresión coloquial de mi pueblo muy apropiada para la ocasión) esas nalgas son de verdad. Y si lo son, que pena y asco tener que recurrir a enseñarlas para poder ganar publicidad.
Desde hace años las Kardashian dejan mucho que comentar. La misma Khloe fue ridiculizada por su familia por estar pasadita de peso… Asco no?
Kourtney en cambio genera controversia por su delgadez rapidísima después de tener hijos. Kendall y Kylie abandonaron a muy corta edad su rol de niñas pre adolescentes para convertirse en una monster high de carne y hueso.
Las Kardashian están en todos lados, construyendo “ideales” de vida y belleza que son reprimibles.  Y es que no hay nada malo en verse espectacular, lucir bella y radiante… Lo malo es exponernos como objetos y mostrarnos al mundo como si por nuestros culos o tetas valiéramos más. Lo malo es exponernos así y que nuestros hijos vean y piensen que eso es normal. Lo malo es cosificarnos, hacernos tontas y dejar que el mundo gire a medida de lo lindas que somos. Lo malo es dejar que las mujeres o las admiremos o nos sintamos mal y que los hombres deseen un rabo de esos haciendo comentarios sexistas.
Lo malo es que el machismo existe por razones como esta, existe por mujeres como las Kardashian. Porque el machismo no es sólo educar machos, el machismo es NO educar mujeres integras que respeten sus cuerpos. 
Que vergüenza me daría ser su madre o su hija… Un video porno para saltar a la fama, un reality para mostrar su falta de cerebro, fotos desnuda para corroborar el “mujerón” que es. Tristeza me da que esa familia esté en todos lados… Libros de cocina, tv, radio, libros sobre niños, libros de matrimonio, ropa… Es una maldición.
Tristeza me da a mi ver a donde vamos, en pleno siglo XXI y nosotros exponiendo carnes a la venta como si fuéramos cavernícolas ~es que esas caderas procrearían muy bien~. 
 
Y bueno, ya dejándonos de las nalgas de la Kardashian y pensando en las mías, nadie más a pensado en la gravedad?? Y es que todo por ley universal jala al suelo… Ya veremos en 20 años los esfuerzos de Kim por ocultar que envejece y mantener esas nalgas apuntando hacia la osa polar. Quizá en 20 años Kim será la nueva Renee Zellweger.
Óscar Wilde desde dónde esté se ha de estar regocijando de ver que el retrato de Dorian Gray tiene dimensiones modernas.
**Aquí les dejo el link de Esencia no Apariencia http://espanol.babycenter.com/blog/mamas/esencia-no-apariencia/ **